Es común la consulta sobre cuál es el monto o suma de dinero hasta la que se qué se le puede embargar el salario a un trabajador.

El salario tiene una protección en caso de embargo, de manera que solo una parte puede ser usado para responder por sus deudas. El resto por ley está protegido para que sea usado en sus gastos y los de su familia.

Por ejemplo, los salarios que no sean superiores al menor salario mensual existente en el Decreto de Salarios vigente al momento de ordenarse el embargo, son inembargables.

Los salarios superiores a ese menor salario mensual, si se pueden embargar hasta en una octava parte de la porción que llegue hasta tres veces aquel salario, y el resto de salario que devengue el trabajador podría embargarse hasta en una cuarta parte.

La única excepción está en la aplicación de embargos por pensión alimentaria, en los que se permite un embargo hasta de un 50% del salario de cualquier monto.

Como una protección adicional,  cuando existan múltiples órdenes de embargo judicial, el patrono debe aplicarlas  por orden de tiempo de llegada en cuanto a la deducción. No se admite la retención de más de un embargo. Los demás pendientes, tendrán que hacer fila, hasta que se pague el anterior.

Tel. 27105600

Ahora bien, surge la pregunta ¿Es posible lograr que levanten un embargo de salario?

Existen muchas opciones que una defensa legal oportuna podría realizar para lograr que el juez ordene dejar sin efecto el embargo de salario que había decretado, entre ellas prescripciones, defectos en el documentos que dieron base para el remate, abandonos del proceso, falsedades y pagos.

Por esa razón, ante un embargo de su salario o una notificación de cobro busque de inmediato consejo legal.

Si requiere la asesoría de un abogado experto en cobro y embargos judiciales, comuníquese al teléfono 2710-5600 o 2710-2893